Asociación Española de Geotermia

Energía geotérmica

¿Geotermia o aerotermia, cuál de estos métodos para enfriar en verano una vivienda, local o industria, protege el Medio Ambiente?

Enfriar en verano un local con aerotermia significa extraer el exceso de calor existente en dicho local y expulsarlo al ambiente exterior, calentándose así la atmósfera que envuelve la ciudad dónde se ubique dicho local. Las aglomeraciones de edificios y elementos urbanísticos dificultan la ascensión y difusión de ese calor adicional en la atmósfera. La aireación natural o circulación del aire exterior se ve afectada, casi anulada, creándose colchones de aire más calientes que se ven aprisionados entre los edificios sin posibilidad de ascender hacia las capas más frías de la atmósfera. Más se instalen bombas de calor aerotérmicas para enfriar viviendas en verano más calor hará al exterior y en la ciudad dónde estén ubicadas. Este proceso es irreversible y el calor expulsado en la atmósfera no es hoy en día aprovechable.

En cambio, enfriar en verano un local con geotermia significa extraer el exceso de calor existente en el local e inyectarlo en el subsuelo, sin calentar en ningún caso la atmósfera exterior. Más se instalen bombas de calor geotérmicas para enfriar viviendas en verano, más cargaremos de calor el subsuelo. Este proceso es reversible y el calor con el que se ha cargado el subsuelo en verano es aprovechado en invierno por la calefacción para calentar las viviendas. El subsuelo actúa como una verdadera pila térmica, siendo esta recargada en verano gracias al almacenamiento del exceso de calor del interior de las viviendas, y devolviendo dicho calor en invierno por medio de la calefacción al interior de las viviendas.

Dicho de otro modo, enfriar viviendas con geotermia protege el Medio Ambiente, y además es muy ventajoso ya que el exceso de calor del verano es aprovechado en invierno por la bomba de calor geotérmica para la calefacción y ACS, aumentando la eficiencia energética anual (COPA) de la instalación de climatización de las viviendas.

José Martínez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *